• ¿Qué es Eurobitácora?

    Eurobitácora es una bitácora mantenida por el Centro de Documentación Europea y Europe Direct de la Comunidad de Madrid
  • Contacto

    C/ Castelló 123, 28006 Madrid cde@madrid.org
  • Entradas Eurobitácora por meses

  • Síguenos en Twitter

Se aprueba el acuerdo comercial con Canadá

Esta semana ha sido aprobado por el Parlamento Europeo, el tratado de acuerdo económico de la Unión Europea con Canadá. El AECG (Acuerdo Económico y Comercial Global) o CETA ( Comprehensive Economic Trade Agreement ) por sus siglas en inglés, fue aprobado por una mayoría de 408 eurodiputados frente a 254 que votaron en contra; 33 se abstuvieron.

El acuerdo firmado, en opinión de sus defensores, va a permitir el intercambio de mercancías y servicios entre ambos firmantes, facilitado en gran manera al reducir o eliminar los aranceles aduaneros anteriormente existentes. Es una manera de abrir los mercados y por tanto de poder ofrecer más productos.ceta

Sin embargo, no todo el mundo lo aprobó. Los que están en contra, se pueden dividir en dos campos: aquellos, de corte nacionalista y euroescépticos que buscan el aislacionismo y relanzar los productos nacionales frente a los de otros países y, por otro lado,  algunos sectores de la izquierda y ecologistas que temen el poder que el acuerdo puede dar a ciertas empresas (y en este caso a empresas norteamericanas radicadas en Canadá) multinacionales frente a pequeñas empresas, a las que impongan sus condiciones laborales más precarias, o productos más económicos que supongan una severa competencia para los productores europeos.

El acuerdo muestra así la cara y la cruz de la globalización, con sus partidarios de un lado y los detractores de otro.

La mayoría de los eurodiputados favorables al acuerdo firmado con Canadá señalaron la cercanía en valores que este país tiene con Europa. Los detractores, en cambio, sin dudar de lo anterior, ven este acuerdo como la antesala del acuerdo pendiente de firmarse con Estados Unidos (el TTIP), de momento sin fecha, pero considerado por las asociaciones antiglobalización y ecologistas como la verdadera “bestia negra” del liberalismo económico más agresivo.

El proceso para la firma del acuerdo fue largo. Uno de las cuestiones que lo alargaron fue crear un sistema de arbitraje cuando surgieran conflictos entre empresas y estados, cuestión que planteó la región belga de Valonia y que motivó el bloqueo momentáneo del acuerdo. Finalmente se aceptó que el Tribunal de Justicia europeo supervisara si esos arbitrajes se ajustan a los acuerdos de la Unión, lo que resolvió el bloqueo.

No obstante la firma del Acuerdo, y aunque entre en vigor momentáneamente, ha de ser ratificado por los parlamentos nacionales de todos los países miembros para ser realmente confirmado.

Más información:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: