• ¿Qué es Eurobitácora?

    Eurobitácora es una bitácora mantenida por el Centro de Documentación Europea y Europe Direct de la Comunidad de Madrid
  • Contacto

    C/ Castelló 123, 28006 Madrid cde@madrid.org
  • Entradas Eurobitácora por meses

  • Síguenos en Twitter

Bruselas aprueba el programa del gobierno español para las energías renovables

España vuelve a apostar por las energías renovables, tras un parón de varios años y que han costado al erario público varios millones de euros por incumplimiento de contratos, la energía más limpia volverá a las subastas.

En el año 2007, España apostó fuerte por las energías renovables, pero la tecnología no estaba suficientemente desarrollada por lo que las subvenciones públicas eran costosas, en buena parte por mala planificación, y además la posterior crisis, hizo decrecer la demanda. El exceso de inversión en renovables y la caída de la demanda de energía, hizo que mucha de la energía comprometida no fuera suministrada y que muchas de las inversiones empleadas en energías alternativas no salieran adelante, de forma que llovieron los pleitos por incumplimiento. Además las ayudas públicas que se recibían para la instalación de fuentes renovables también se vieron interrumpidas.

Ahora se van a sacar a subasta un número específico de megavatios y con ellos volverán las ayudas públicas a la instalación de generadores limpios de energía, con una tecnología más eficaz y avanzada, algo a lo que la Unión Europea ha dado luz verde por considerar que no vulnera las leyes de la competencia europea, y que, por supuesto, ayuda a conseguir los objetivos para conseguir una energía más libre de carbono.

La apuesta por las energías renovables y limpias es un objetivo prioritario de la Unión Europea, para conseguir la independencia con respecto del petróleo y con ello contribuir a mejorar la calidad del aire y con ello a mitigar el efecto invernadero.

Las posibilidades que tiene un país como España en el desarrollo de energías alternativas, especialmente la solar o fotovoltaica, es enorme y debía figurar entre las prioridades energéticas.

Más información: