• ¿Qué es Eurobitácora?

    Eurobitácora es una bitácora mantenida por el Centro de Documentación Europea y Europe Direct de la Comunidad de Madrid
  • Contacto

    C/ Castelló 123, 28006 Madrid cde@madrid.org
  • Entradas Eurobitácora por meses

  • Síguenos en Twitter

La Unión Europea coordina la ayuda en la lucha contra los incendios forestales en Suecia

Si el año pasado fueron los países del sur de Europa, especialmente Portugal y España, los que se sufrieron unos devastadores incendios forestales que provocaron numerosas víctimas mortales, este año, por el momento, la peor parte se la está llevando, paradójicamente, el norte de Europa, especialmente en Suecia.

Meses de sequía y altas temperaturas, han tenido como consecuencia que los bosques suecos, que solemos imaginar casi siempre verdes y húmedos, estén siendo arrasados por el fuego.

El Mecanismo de Protección Civil creado por la Unión Europea, y que el pasado año tardó en reaccionar con los incendios, especialmente con los de Portugal, parece haber aprendido la lección y la Comisión está coordinando las labores de extinción de estos incendios. Desde comienzos de la pasada semana, aviones italianos y franceses están colaborando en las tareas de extinción. Además Alemania, Lituania, Polonia y Dinamarca también han ofrecido su apoyo en la lucha contra el fuego, bien con helicópteros, otros vehículos o bomberos. A ellos se suman la oferta de ayuda de Austria y Portugal

La petición de ayuda por parte del gobierno sueco se hizo el pasado 16 de julio. La Comisión Europea posee un Centro de Coordinación y Respuesta a las Emergencias, y como parte de este organismo, el pasado año, después de los brutales incendios de Portugal y España, y también como parte de su autocrítica, se creó la propuesta llamada rescEU (de la que ya hablamos en esta Eurobitácora) para acelerar la llegada de ayuda en casos de emergencia, como ahora es el caso.

El sistema de localización geográfica europea, Galileo, también permite hacer un seguimiento de la situación y permite conocer el avance o las zonas en las que fuego puede causar un mayor daño.

Los científicos están de acuerdo en culpar al cambio climático como el principal culpable de estos devastadores incendios que evidencian que no hay ninguna zona que está libre de las situaciones de desastres naturales que dicho cambio provoca.

Más información:

Un nuevo plan para luchar contra las catástrofes naturales: rescEU

El pasado octubre, la Comisión Europea realizó una autocrítica tras los pavorosos incendios en Portugal y España que costaron vidas humanas y un desastre ecológico de gran magnitud. Aunque la UE ya posee un sistema de ayuda para estos casos, el Mecanismo Europeo de Protección Civil nacido en 2007 por decisión del Consejo de la Unión Europea, los incendios otoñales pusieron en evidencia fallos en la coordinación de la ayuda para sofocarlos.

Aunque España no solicitó la ayuda del Mecanismo por contar con medios especializados y la ayuda de unidades militares, Portugal sí lo hizo y la ayuda llegó, pero escasa y tardía. Afortunadamente la lluvia colaboró de manera natural.

Tras ello se planteó la necesidad de mejorar el mecanismo. La nueva propuesta se llama “rescUE”, y pretende ser una reserva a nivel europeo de capacidades de protección civil tales como aviones de extinción de incendios forestales, bombas de agua especiales, equipos de búsqueda y rescate urbano, hospitales de campaña y equipos médicos de emergencia, que se sumarán a las capacidades respectivas de los estados miembros y acudirán en ayuda de un país cuando éste se vea desbordado por la catástrofe.

Los costes y capacidades de rescUE se cubrirán con la financiación de la UE, quedando en manos de la Comisión el control operativo para decidir cuándo debe desplegarse. Al mismo tiempo, se quiere mejorar las capacidades nacionales mediante la modernización de sus recursos para combatir situaciones de desastre.

Por otro lado, el nuevo plan, quiere también que mejoren los planes de prevención y preparación para afrontar los desastres naturales, que en muchas ocasiones van relacionadas con la política que la UE sigue en algunos aspectos.

Por ejemplo, aplicar la estrategia que la UE sugiere para la adaptación al cambio climático, el uso adecuado para ello de Fondos Estructurales y de Inversión Europea, la legislación medioambiental, etc. En este sentido, se acusa muchas veces de los incendios forestales a la falta de prevención por parte de las administraciones, prevención que puede venir por la limpieza de maleza, la creación de cortafuegos, etc, todo ello motivado en buena parte, por la despoblación rural; las inundaciones pueden preverse si se tiene en cuenta una correcta canalización, los terremotos utilizando una adecuada construcción antisísmica, en definitiva, puede haber prevención que las evite.

Más información:

Autocrítica al Mecanismo Europeo de Protección Civil

El Mecanismo Europeo de Protección Civil nació en el año 2007 por Decisión del Consejo de la Unión Europea, con el objetivo de apoyar y facilitar la movilización de servicios de emergencia para responder a las necesidades inmediatas de países afectados por una catástrofe o en riesgo de sufrirla. El Mecanismo se creó para mejorar la coordinación de las intervenciones de ayuda y definir las obligaciones de los estados miembros y de la Comisión, así como creando órganos y procedimientos como el Centro de Control e Información

El pasado domingo, Portugal activó este mecanismo ante la gravedad de los incendios forestales desatados en su territorio, algo que también hizo en agosto pasado por la misma razón. En aquella ocasión la ayuda de España (a través de la UME, los bomberos de Madrid e hidroaviones), así como de Francia (con hidroaviones) fue recibida con celeridad.

En la última ocasión ocurrida el pasado domingo, la coordinación no ha sido tan rápida. España, que también sufrió terribles incendios, no reclamó la ayuda por contar con medios propios y gracias a la providencial lluvia pudo hacerles frente. Por tanto, la ayuda que solicitó Portugal al mecanismo europeo vino solo de Italia que envió dos aviones que llegaron cuando los incendios ya estaban controlados. No obstante, de haber continuado el fuego que también allí, en buena parte se vio apagado por la lluvia, el Mecanismo Europeo se mantuvo en contacto con los gobiernos luso y español, y podía haber acudido en su ayuda.

A pesar de ese ofrecimiento, desde Bruselas se hace una autocrítica para que las cosas mejoren en eficacia y en respuesta rápida,, por lo que prepara propuestas para optimizar las capacidades de los estados miembros en el Mecanismo.

El Mecanismo ha actuado en numerosos casos d emergencia: el terremoto de Haití en 2010, el triple drama de Japón derivado del terremoto, el tsunami y el desastre nuclear en 2011, los tifones en Filipinas en 2013, la crisis del ébola en 2014, etc.

Más información: