• ¿Qué es Eurobitácora?

    Eurobitácora es una bitácora mantenida por el Centro de Documentación Europea y Europe Direct de la Comunidad de Madrid
  • Contacto

    C/ Castelló 123, 28006 Madrid cde@madrid.org
  • Entradas Eurobitácora por meses

  • Síguenos en Twitter

¿Cuáles son los países de la UE donde se practica más deporte?

Un estudio de investigación publicado en el Open Access Library Journal y llevado a cabo por científicos del Instituto de Sales de Viladecans ha arrojado sorprendentes datos acerca del nivel de actividad física de todos los países de la Unión Europea.

En un contexto de pandemia global donde el deporte se ha convertido en una de las escasas excepciones a permanecer en casa, se ha vuelto a destacar el alarmante incremento del sedentarismo entre los países occidentales y en especial en los Estados Unidos y la Unión Europea. Según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), la falta de actividad física es el cuarto factor de riesgo en mortalidad mundial.

LOS PAÍSES DONDE MÁS EJERCICIO SE PRACTICA

Suecia, Finlandia y Dinamarca son los países de la Unión Europea donde más deporte se realiza y con mayor regularidad. Tras estos y con buenas notas aparecen Eslovenia, Holanda, Bélgica, Luxemburgo, Alemania y Francia.

 LOS PAÍSES DONDE MENOS EJERCICIO SE PRACTICA

Bulgaria, Grecia, Portugal, Italia y España conforman los países de la UE que menos deporte practican, destacando Grecia como el país en el que sus ciudadanos son los más sedentarios.

El estudio, que no se ha centrado en ningún deporte en particular, sino en el mero hecho de realizar algún tipo de actividad física, examinó datos de cerca de 27.000 personas de los 26 países europeos, según la información publicada por el Euro barómetro de la Comisión Europea sobre la práctica de deporte declarada por ciudadanos mayores de 15 años.Finalmente, del estudio, también se extrae que en los paises nórdicos esta práctica habitual de deporte es más regular que en los países del sur de la UE.

Aunque parece que el deporte se ha popularizado entre la sociedad europea debido al confinamiento, solo el tiempo dirá si estas costumbres saludables perduran.

Más información

La Comisión pone en marcha la plataforma “Preparados para el futuro”

En el Diario Oficial de la Unión Europea, del día 12 de mayo, se ha publicado la Decisión de la Comisión de crear esta plataforma. La Decisión que nace en un momento en que la UE tiene que enfrentarse a la pandemia del coronavirus, no es sin embargo fruto de esta crisis, sino de los planes que la nueva Comisión presentó en su toma de posesión el pasado año, cuando expuso sus proyectos para el futuro, especialmente en lo concerniente a apostar por la digitalización y por una mayor agilización de los procesos administrativos. El proyecto ya está en marcha desde el año 2012, y pretende ser ahora impulsado dados los imparables progresos tecnológicos.

La plataforma nace con la idea de ayudar a las Pequeñas y Medianas Empresas (PYMES) a desarrollarse y ponerse en marcha de la forma más rápida posible.

No obstante, la creación de la Plataforma es solamente el inicio del proyecto, puesto que su funcionamiento está todavía por determinar a través de encuentros y debates, que decidan y definan la manera de funcionar, es decir, se convierte en una herramienta que tratará de dilucidar la manera en que el proyecto sea viable lo más pronto posible.

Para ello, la Plataforma reunirá a grupos de expertos: por un lado, a grupos gubernamentales (nacionales, regionales y locales) y representantes del Comité de las Regiones y el Comité Económico y Social, y por el otro, a grupos de partes interesadas, es decir de las PYMES.

La publicación en el DOUE hace también mención a la convocatoria para cubrir las plazas de estos expertos, que deben contar con una amplia experiencia en la aplicación del Derecho Comunitario, así como representar de manera fehaciente los intereses de las organizaciones que representen: pequeñas y medianas empresas, interlocutores sociales y otras organizaciones de la sociedad civil.

Una vez la plataforma esté en funcionamiento, los ciudadanos y partes interesadas podrán dar a conocer su opinión para su mejora.

Más información:

Publicación de la decisión:

 

El Esperanto : el sueño de un idioma único global

Un mundo más conectado, una sociedad que además de sus lenguas propias, conociese un idioma que permitiese derribar fronteras y acercase a las personas sin ensalzar a un idioma ya preexistente por encima de los demás: el esperanto, el intento del idioma internacional definitivo.

En este pequeño artículo, repasamos los datos más curiosos acerca de este lenguaje creado a partir de lenguas de grandes grupos latinos, eslavos y germánicos a finales del siglo XIX; Durante más de 100 años de uso práctico, el esperanto ha demostrado ser un idioma vivo, capaz de reflejar todos los matices del pensamiento humano.

¿QUÉ ES EL ESPERANTO?

El esperanto es considerado como una lengua internacional planificada, creada de una manera “artificial” con el noble propósito de servir de medio de comunicación común por encima de las diferentes culturas, con una característica clave: su neutralidad, la ausencia de privilegios para los hablantes de un idioma nacional concreto, como podría plantear el dominio del inglés en la actualidad.

UNOS INICIOS ESPERANZADORES

La compleja realidad social e histórica de finales del siglo XIX propulsó su éxito momentáneo, en un punto de grandes divisiones y tensiones gracias a la expansión del movimiento obrero y al temor provocado por el avance del nacionalismo en Europa. La creación de un puente cultural y lingüístico internacional se vio con buenos ojos e incluso la Sociedad de Naciones se planteó adoptarlo como lengua oficial.

ENTONCES, ¿POR QUÉ NO HABLAMOS ESPERANTO HOY EN DÍA?

Hay muchas teorías, según los eruditos de la lengua «porque es imposible convencer a una comunidad para que adopte un idioma que no le apetece hablar. Y todavía menos cuando se utiliza la propaganda política para convencerles».

 Este motivo, unido a las pocas oportunidades de aprenderlo por falta de expertos nativos (máxime en una sociedad analfabeta en gran medida como la de hace más de un siglo), a las corrientes nacionalistas que propulsaban sus propios idiomas como “lingua franca”, a la deliberada discriminación de idiomas extendidos y muy usados globalmente como el castellano (que no fue tenido en cuanta a la hora de la creación del esperanto) y a su carácter utópico entre guerras mundiales, llevaron el proyecto a un segundo plano.

Pese a todo, hablar de fracaso seria una temeridad, hoy sigue contando con unos 100.000 hablantes en todo el mundo, una quinta parte de los cuales lo habrían aprendido como lengua materna junto a otro idioma y es un idioma rico en producción artística y literaria, siendo lengua oficial de varias organizaciones reconocidas internacionalmente por la UNESCO y es calificado como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad desde 2014.

¿QUIÉN LO INVENTÓ?

El idioma fue desarrollado en 1887 por el oftalmólogo polaco Lázaro Zamenhof, un profundo humanista, que tenía la esperanza de que se convirtiera en la principal lengua auxiliar internacional. Aunque su sueño aun no se haya logrado, hoy en día, es el idioma planificado más hablado en el mundo y gana con los años millones de adeptos y estudiantes atraídos por su originalidad, estando presente en el traductor Google y siendo recientemente una opción más en la popular herramienta Duolingo.

PERO… ¿ES FÁCIL DE APRENDER?

La principal ventaja del esperanto es que, a diferencia de otros idiomas, éste, al ser creado de manera artificial, ha sido confeccionado precisamente para ser muy fácil de aprender, siendo una lengua muy simple y fácil de aprender; No incluye ni verbos irregulares ni excepciones gramaticales.

 Se calcula que es hasta 10 veces más fácil que el inglés. Así, si una persona promedio puede aprender el inglés básico en 1.100 horas de estudio, podría decirse que solo necesitará en promedio, unas 150 horas para aprenderlo.

Y SI ES TAN VENTAJOSO, ¿POR QUÉ NO SE USA EN LA UE?

Europa parecía ser la región más propicia para que triunfara el esperanto. La mayoría de las letras de su alfabeto proceden del latín y la gran diversidad de lenguas en la UE (un total de 24 oficiales) plantea a menudo problemas que una lengua artificial neutra podría resolver.

Sin embargo, la Unión Europea ha mostrado muy poco interés por el esperanto. Además de ser artificial, la lengua no es utilizada oficialmente en ninguno de los países miembros, hecho que plantea un impedimento jurídico. Eso también explica que no disponga de ningún apoyo estatal, al contrario que otros idiomas. Y a menudo se le reprocha no tener la riqueza cultural e histórica de una lengua nacional o regional, por lo que su aprendizaje no se ve favorecido.

En cambio, el informe Grin, dirigido por un economista francés por encargo del Alto Consejo para la escuela de aquel país, pone de manifiesto el interés que tendría en la Unión Europea la enseñanza y uso del esperanto. Además, el esperanto permitiría a su vez reducir los enormes gastos ligados a la traducción. Sin embargo, como el mismo informe Grin reconoce, el esperanto no puede: «recomendarse más allá que dentro de una estrategia a largo plazo que se materializaría en una generación».

Sin duda, el esperanto es un idioma que se resiste a morir y que aun dará mucho de que hablar en los próximos años; ¿Quién sabe? Después del “Brexit” no pocos lo han reclamado como idioma cooficial de la UE.

https://www.esperanto.es/hef/index.php/que-es/el-esperanto-en-10-minutos

Coronavirus y el Pacto Verde Europeo

Si algo o alguien ha salido beneficiado de la crisis que ha provocado el coronavirus, éste ha sido el medio ambiente. La paralización de la vida activa y laboral en muchas partes del mundo ha hecho que las cifras de contaminación hayan caído a niveles que hacía muchos años que no se conocían: las ciudades han perdido sus famosas boinas de contaminación, el transporte en todas sus formas ha tenido un descenso en picado, los animales han recuperado territorios que habían ido perdiendo desde hacía tiempo, el silencio en las ciudades resultaba ya desconocido, etc.

Algunas asociaciones ecologistas relacionan la pandemia con la degradación del medio ambiente: la contaminación como posible transmisor, la desaparición de la biodiversidad, la subida de las temperaturas, son vistos por algunas de estas organizaciones como posibles causas de la pandemia. Algunas de estas organizaciones argumentan incluso que todos estos daños ambientales han dado origen a los últimos brotes epidémicos, producidos por la transmisión de virus animales a humanos (en lo que llevamos de siglo XXI ya ocurren por tercera vez: la producida por el SARS-CoV (el síndrome respiratorio agudo grave), el MERS (Síndrome respiratorio de Oriente Medio) y actualmente la del Covid-19); brotes producidas por la presión humana sobre el medio ambiente.

Pero además del coste en vidas humanas, la actual crisis está planteando un serio problema económico que muchos analistas pronostican como peor que la crisis económica de 2008.

Ante el desafío de volver a la normalidad económica, se están cuestionando los modelos que deben seguirse para la recuperación. La preocupación por recuperar la normalidad es tal que ciertos países quieren volver a pulsar la tecla del desarrollo a toda costa volviendo a utilizar cualquier método que lo permita, lo que supone la vuelta al uso de combustibles fósiles como el petróleo o el carbón o saltarse medidas ambientales ya reconocidas como perniciosas para el planeta y por añadidura a la humanidad.

Volver a un criterio que ya se considera superado y muy cuestionado es la alarma que se ha disparado entre diferentes grupos de presión, que quieren que no se olviden los acuerdos alcanzados contra el cambio climático y las diferentes directrices que ya se habían conseguido.

En el caso de la Unión Europea y con motivo de la toma de posesión de la nueva Comisión dirigida por Ursula von der Leyen en otoño del pasado año, se presentó el llamado Pacto Verde Europeo, un proyecto que planteaba y plantea desarrollar un modelo de desarrollo sostenible en el seno de la Unión Europea y cumplir así con los objetivos de la agenda de desarrollo sostenible de la ONU para 2030.

Pero, por el momento, la agenda de la nueva Comisión, y dentro de ella, el Pacto Verde Europeo han quedado arrollados por la pandemia, y la urgencia y necesidad de actuar contra ella y sus efectos han ganado, naturalmente, prevalencia.

Por ello un grupo parlamentario europeo conocido como la Alianza Europea para una Recuperación Verde ha presentado un manifiesto al que se han unido 180 responsables políticos, directivos de grandes multinacionales, sindicatos, ONGs y expertos científicos en el que reivindican que la Unión Europea utilice el pacto Verde para salir de la crisis económica derivada de la pandemia. La propuesta se alinea con una carta firmada por trece ministros de Medio Ambiente de países miembros de la UE, en la que reclamaban que no se olvidara el Pacto verde como consecuencia del coronavirus.

En la propuesta presentada, se indica que deben realizarse inversiones masivas (como las que ya se están proponiendo) que tengan principios ecológicos. En su opinión ya se han dado avances importantes en ese sentido (los coches eléctricos, el paulatino abandono del petróleo y el carbón, dando paso a la energía eólica o la solar, que se han abaratado significativamente, la limitación del tráfico en las ciudades, los tratamientos de aguas, etc) como para no proseguir con el desarrollo y la implementación de todos esos avances, que además pueden crear un número significativo de nuevos empleos, y mejorar además el estilo de vida de los ciudadanos.

Más información:

http://https://ec.europa.eu/info/strategy/priorities-2019-2024/european-green-deal_es

http://https://ec.europa.eu/commission/presscorner/detail/es/ip_19_6691

Concurso #EuropaEnCasa

Los Centros de Información Europe Direct detallados al final de este artículo, dadas las limitaciones que ha impuesto el COVID-19 para el desarrollo de nuestros planes de comunicación, lanzamos en colaboración con la Representación de la Comisión Europea en España, un juego online a través de los perfiles en Instagram y Twitter y donde se puedan aprender hechos interesantes de la Unión Europea.

El objetivo es ofrecer un mayor conocimiento de la Unión Europea a la ciudadanía, a través de una actividad amena, con la que además queremos reivindicar y poner en valor los principios de la Unión: Ciudadanía, Solidaridad, Dignidad, Igualdad, Libertad y Justicia, más necesarios que nunca en una época de crisis como la que vivimos con el coronavirus.

 METODOLOGÍA

El concurso se desarrollará a nivel nacional, a través de los perfiles en Instagram o Twitter de los Centros de Información y Documentación Europeos (en adelante, EDIC/ EDC) participantes. El hashtag común del concurso será #EuropaEnCasa .Se han elaborado 35 preguntas sobre distintas materias de la UE: medio ambiente, política, historia, protección animal, derechos, etc.En Instagram cada centro lanzará dos preguntas diarias en sus stories, una a las 11.00h y otra a las 19.00h y monitorizará quiénes son las personas que van contestando y acertando a diario. En Twitter cada centro publicará una pregunta cada día, a las 11.00h. Se encargará igualmente de monitorizar quiénes son las personas que van contestando y acertando a diario. El resto de centros se encargarán de publicar esa misma pregunta, etiquetando al centro responsable de la misma en su story de Instagram o post de Twitter.

DURACIÓN

Del 27 de abril al 6 de mayo, saldrá una pregunta por la mañana a las 11:00 y otra por la tarde a las 19:00, todos los días en Instagram. En Twitter, será el mismo plazo, pero únicamente habrá una pregunta diaria que saldrá por la mañana. Final nacional: 9 de mayo, en horario de tarde, mediante Kahoot.

PREMIOS

A nivel local, ganarán las dos personas que más preguntas hayan acertado durante más días consecutivos. En caso de haber más, emplearemos la plataforma SORTEA2, gratuita y que permite elegir de forma aleatoria.Se sortearán dos lotes de material de la Unión Europea a nivel local que serán responsabilidad exclusiva de cada centro.Entre los ganadores locales, tanto en Twitter como en Instagram, se desarrollará una gran final para dirimir quién es el/la ganador/a a nivel nacional, donde cada centro EDIC/ EDC elegirá una pregunta final, a través de la plataforma multirrespuesta Kahoot. La gran final se celebrará el día 9 de mayo, en horario de tarde. Los/as ganadores/as locales serán informados de la hora y día de esta final y serán responsables de conectarse a esa hora para poder acceder al juego. La plataforma se encarga de determinar el ganador (la plataforma mide la velocidad de respuesta y el porcentaje de aciertos).  A nivel nacional, el ganador o la ganadora obtendrá un viaje a Bruselas para cuatro personas. Este premio lo otorga la sede de la Representación de la Comisión Europea en España. El premio será un viaje para cuatro personas a Bruselas.

REQUISITOS DE PARTICIPACIÓN

  • Ser mayor de edad
  • Tener una cuenta de Instagram o Twitter
  • Ser seguidor/a del Instagram o Twitter de la Representación de la Comisión Europea en España y el centro local que lanza la pregunta.

CENTROS PARTICIPANTES

A través de Instagram:

 

Localización @instagram
1 Ciudad Real @europedirectcr
2 Tarragona @europedirecttgn
3 Segovia @europedirectsegovia
4 Maestrazgo @europedirectmaestrazgocaire
5 Andalucía Rural @europedirectandaluciarur
6 Salamanca @europedirectsalamanca
7 Coruña @Europedirectcoruna
8 Andújar @europedirectandujar
9 Granada @europedirectgranada
10 Huelva @europedirecthuelva
11 Zamora @europedirectzamora
12 Campo de Gibraltar @europedirectcg
13 Castellón @europedirectcastellon
14 Sevilla @europedirectus // cde_us
15 Castilla-La Mancha @europedirect.clm
16 Donosti @kaixoeuropa
17 Albacete @EDAlbacete

A través de Twitter:

 

  Localización Twitter
1 Olivenza @ceiprex
2 Cáceres @EuropeDirectCC
3 Oviedo @ED_Asturias
4 Bilbao @EuropeDirectBiz
5 Las Palmas @EUROPEDIRECTLSP
6 Madrid @MadridEuropa
7 Zaragoza @EuropeDirectAra
8 Córdoba @EuropeDirectCor
9 Castilla y León @EuropeDirectCyL

Concurso #EuropaEnCasa

 

Iniciativa de inversiones de respuesta al coronavirus, Coronavirus Response Investment Initiative Plus (CRII+)

La Comisión Europea aprobó el 30 de marzo de 2020 nuevas acciones para movilizar inversiones y fondos esenciales en respuesta al coronavirus, el llamado Coronavirus Response Investment Initiative Plus (CRII+).

El nuevo paquete de medidas complementa iniciativas anteriores flexibilizando el uso de los fondos estructurales y de inversión que no se hubieran utilizado por los países miembros. Estos 37.000 millones de euros no utilizados por los países no se reparten según la incidencia del coronavirus en cada país sino que cada país puede utilizar solo sus fondos no gastados. Hay por tanto diferencias notables entre los países beneficiados: Hungría recibe 5.600 millones (3,9% del PIB) mientras que España dispone de 4.145 millones (0,3% del PIB) e Italia 2300 millones (0,1 % del PIB).

La flexibilidad según el nuevo CRII+ se refiere a:

1. La posibilidad de transferir gasto entre los tres fondos de cohesión (el Fondo de Desarrollo Regional, el Fondo Social Europeo y el Fondo de Cohesión.
2. Transferencia entre diferentes categorías regionales.
3. Flexibilidad para concentrar el gasto por temática.
4. Una tasa de cofinanciación de la UE del 100% para los programas de la política de cohesión del ejercicio contable 2020-2021, que permite a los Estados miembros beneficiarse de la financiación total de la UE para medidas relacionadas con la crisis.
El paquete CRII+ también simplifica los procesos vinculados a la implementación del programa, el uso de instrumentos financieros y la auditoría. Esto no tiene precedentes y está justificado debido a la situación extraordinaria que ha provocado el brote de coronavirus.

Además, CRII + brinda apoyo a los más desfavorecidos al cambiar las reglas del Fondo de Ayuda Europea a los más desfavorecidos (FEAD). Por ejemplo, será posible entregar ayuda alimentaria y asistencia de material básico a través de cupones electrónicos y proporcionar el equipo de protección y, por lo tanto, reducir el riesgo de contaminación.

También, será posible financiar medidas al 100% para el año contable 2020-2021.

Por otra parte, las enmiendas al Fondo Europeo Marítimo y de Pesca (FEMP) permitirán una reasignación más flexible de los recursos financieros dentro de los programas operativos en cada Estado miembro y un procedimiento simplificado para modificar los programas operativos con respecto a la introducción de las nuevas medidas.

Las enmiendas también brindarán apoyo para el cese temporal de las actividades pesqueras y para la suspensión de la producción y los costos adicionales para los acuicultores, así como para las organizaciones de productores para el almacenamiento de productos pesqueros y acuícolas.

CRII + complementa el primer paquete de medidas de la Iniciativa de Inversión de Respuesta de Coronavirus(CRII), que se concentró en la movilización inmediata de fondos estructurales, para permitir una pronta respuesta a la crisis. A este respecto, se introdujeron una serie de cambios muy importantes que ampliaron el alcance del apoyo de los Fondos, proporcionaron liquidez inmediata y dieron flexibilidad en las enmiendas del programa. El primer paquete de la Iniciativa de Inversión de Respuesta Coronavirus consistió en tres elementos principales: alrededor de € 8 mil millones de liquidez inmediata para acelerar hasta € 37 mil millones de inversión pública europea, flexibilidad en la aplicación de las normas de gasto de la UE y ampliar el alcance del Fondo de Solidaridad de la UE.

https://ec.europa.eu/regional_policy/en/newsroom/news/2020/04/04-02-2020-coronavirus-response-investment-initiative-plus-new-actions-to-mobilise-essential-investments-and-resources

https://ec.europa.eu/commission/presscorner/detail/en/QANDA_20_574

Los derechos de los animales. Protección en la Unión Europea

Los derechos de los animales son una realidad que ha venido para quedarse en Europa. Con el avance del tiempo y el cambio en las percepciones sociales, los animales de compañía (o domésticos) forman, cada día más, parte de nuestra familia, lo que implica una lógica revisión de sus derechos.

Los países de la Unión Europea se han movido a diferentes ritmos sumándose a estas medidas expansionistas en favor de nuestros mejores amigos no humanos. Un ejemplo ha sido España, adscribiéndose recientemente a un convenio europeo que busca un mayor alcance en términos legales, pero que aun precisa de un alcance general europeo, ya que la mayoría de los estados miembros presenta una legislación muy limitada.

¿CÓMO SON LOS DERECHOS DE LOS ANIMALES EN EUROPA? 

En primer lugar, tenemos que ser conscientes de que cada país de la Unión tiende a desarrollar normas propias, en algunos casos más ambiciosas y en otros más limitadas, sin que exista una norma europea de obligado cumplimiento y de alcance general.

Existe, sin embargo, el Convenio Europeo para la Protección de animales de compañía de 1987. Este texto propicia la cultura de respeto hacia los animales y la ética productiva entre los estados de la UE, incluyendo en sus apartados diversos incentivos para las regiones que quieran, permitiéndolas continuar en el avance de la protección de los animales.

El Convenio, no obstante, no es común a toda la Unión Europea. España se ha convertido en el decimoctavo país de la UE en incorporarse a la iniciativa y en comprometerse a la aplicación de las directivas en sus fronteras; Se trata, sin duda, de un importante avance en el reconocimiento de los derechos de los animales.Cabe destacar que el Convenio Europeo para la protección de los animales domésticos, aunque puede considerarse avance y semilla de un esperado futuro acuerdo común, sigue sin ser un medio suficiente para el reconocimiento legal de los derechos de los animales en Europa; Es decir, que su existencia y aprobación no exige o presupone que los países de la Unión admitan que los animales tienen derechos que reconocer.

Hoy en día podríamos decir que la mayoría de la sociedad civil en Europa reconoce y comparte que los animales tienen derechos y deben ser tratados como seres sensibles y no como cosas u objetos, sin embargo, esta opinión no se refleja en las leyes de sus respectivos países, ya que la mayoría aún no reconoce jurídicamente los derechos de los animales, siendo estos tipificados como “objetos” pertenecientes a su comprador.

La crítica desde los colectivos animalistas y sociedades protectoras es que el convenio tiene una aplicación escasa y una cobertura de puntos mínimos con muchas lagunas, por ejemplo, permite avanzar en materia de los derechos de los animales de compañía, pero  no en la de los entendidos como salvajes o exóticos, lo cual resta efectividad a su contenido en vista de la popularidad de animales que, siendo adaptados por familias, no son considerados tradicionalmente como de compañía como los hurones, cerdos vietnamitas, loros…

Además, otra velada crítica reside en que cuando el Convenio contempla medidas de protección en el empleo de animales en actividades comerciales, generalmente se centra la discusión en laboratorios e industrias tecnológicas, pero no en los campos productivos de ocio ni tampoco en el sufrimiento y condiciones de los animales en mataderos; Por este motivo, la mayoría de los avances legales no beneficia a los millones de animales de granja que viven enjaulados y hacinados en la UE.

Se hace por tanto necesario recordar que en pleno 2020, la mayoría de estos animales (que representan el mayor porcentaje en número en Europa) no tienen reconocido en su día a día ni siquiera los aspectos más básicos del bienestar animal; Mientras las mascotas vienen conquistando poco a poco cierta personalidad jurídica, los animales de granja continúan siendo vistos solo como fuentes de alimentos o bienes de consumo para el ser humano.

Por ello, iniciativas de particulares como “no más jaulas” van ganando cada vez más apoyo de la sociedad civil europea y son cada vez más apoyadas con subvenciones y visibilidad por las instituciones europeas, siendo un paso necesario de los muchos que quedan aún por dar para lograr una protección real y efectiva, en la que la UE, aún con sus tímidos avances, es considerada en la actualidad como el lugar más seguro jurídicamente para un animal.

BOLETÍN OFICIAL DEL ESTADO. Instrumento de ratificación del Convenio Europeo sobre protección de animales de compañía, hecho en Estrasburgo el 13 de noviembre de 1987. núm. 245, de 11 de octubre de 2017

Mis animales. Los derechos de los animales en Europa